lunes, 29 de septiembre de 2014

LA IMPLEMENTACIÓN DE LAS NIIF EN LA PROPIEDAD HORIZONTAL ¡QUE NO CUNDA EL PÁNICO!

Todos los entes obligados a llevar contabilidad se encuentran actualmente en el proceso de implementación de las Normas Internacionales de Información Financiera dentro de sus operación contable, lo anterior, por mandato legal, el gobierno nacional ha expedido una serie de leyes y decretos orientados a la implementación de las NIIF dentro de los procesos contables, y para su ejecución expidió un calendario que indica como paulatinamente las entidades obligadas a llevar contabilidad deben realizar su implementación.

En cuanto a la propiedad horizontal es deber del representante legal velar por su correcta implementación dentro del calendario propuesto por el gobierno nacional y es necesario decir que a la fecha de publicación del presente post, el gobierno nacional mantiene el siguiente calendario:


¿Los bienes comunes son activos?


Una duda reiterada respecto a este tema gira en torno a  si los bienes comunes de la copropiedad se incluyen o no dentro de del rubro de activos, al respecto el Consejo Técnico de la Contaduría Pública a través de la orientación profesional del 1 de julio de 2008 la cual reemplazó en su totalidad las orientaciones profesionales N° 003 (29 de septiembre de2001), N° 007 (30 de septiembre de 2003) y N° 010 (diciembre de 2005), sostuvo que se entienden como activos los recursos disponibles representados en bienes muebles adquiridos por la copropiedad para su uso, que, teniendo el carácter de propiedad común, contribuyen a la generación de beneficios económicos y son necesarios para el cabal cumplimiento de sus obligaciones, funciones y responsabilidades financieras, operativas, administrativas y de control, entre los cuales podemos mencionar los aparatos y utensilios destinados al aseo y mantenimiento de las áreas comunes (Brilladoras, aspiradoras, etc.) y los muebles y enseres utilizados para la oficina de la administración (Equipos de oficina, teléfonos, computadores, software, etc.), cuando esta gestión sea realizada directamente.

También pasan a ser activos de la copropiedad, los bienes comunes no esenciales que por decisión de la asamblea general legalmente adoptada sean desafectados conforme lo establece al Artículo 20 de la Ley 675 de 2001, puesto que el inciso primero de esta disposición señala expresamente que estos pasan a ser del dominio particular de la persona jurídica que surge como efecto de la constitución por la aplicación del régimen de propiedad horizontal, hecho que genera un ingreso extraordinario para la copropiedad o un aumento del fondo social, si esa fuere la decisión de la asamblea.

Los bienes comunes esenciales, los no esenciales y los de uso exclusivo, así como los bienes privados o de dominio particular no constituyen un activo para la copropiedad, por cuanto no tienen el carácter de recursos disponibles para ella, dado que la titularidad del dominio y el uso particular de que son objeto, recae sobre los copropietarios, más allá de que la copropiedad, a nombre de estos, tenga la responsabilidad de la preservación, mantenimiento y control de los bienes comunes.

Al respecto el Consejo Técnico de Contaduría Pública indicó: “Como consecuencia, los bienes comunes esenciales, no esenciales o de uso exclusivo, al no considerarse bienes o activos de la copropiedad, tampoco deben ser objeto de reconocimiento contable en su contabilidad, no obstante lo cual se recomienda mantener un registro detallado de ellos mediante mecanismos idóneos para el efectivo control y seguimiento que sobre ellos debe ejercer la administración de la persona jurídica conformada por la copropiedad .”

¿Existe un cambio con las NIIF respecto a esta directriz?


Es necesario indicar que de acuerdo con lo señalado en el párrafo 35.7 de la NIIF para Pymes, una entidad deberá reconocer en su estado de situación financiera de apertura en la fecha de transición, todos los activos y pasivos cuyo reconocimiento sea requerido por la norma.

Así mismo, los bienes comunes y otros bienes en una copropiedad horizontal pueden ser considerados como activo, si cumplen con lo indicado en el párrafo 2.15 (a) del estándar ante mencionado, el cual dice “un activo es un recurso controlado por la entidad como resultado de sucesos pasados, del que la entidad espera obtener, en el futuro beneficios económicos” a su vez, el párrafo 2.19 del NIIF para Pymes señala “Al determinar la existencia de un activo, el derecho de propiedad no es esencial, así por ejemplo una propiedad mantenida en arrendamiento, es un activo si la entidad controla los beneficios que se espera fluyan de la propiedad.

Es decir, si al realizar un análisis respecto a sí los bienes comunes esenciales, no esenciales o de uso exclusivo se pueden considerar activos o no a fin de darle una correcta aplicación a las leyes actuales, es menester indicar que se debe realizar un análisis en cada caso particular; pensemos en un salón comunal que genera recursos a través de su arrendamiento continuo, dineros que sin duda son recaudados y administrados por la copropiedad, en este caso la Propiedad horizontal deberá reconocerlos en su estado de situación financiera de apertura como activo, para lo cual deberá tener en cuenta lo referente a la sección 16 Propiedades de inversión y 17 propiedad, planta y equipo.

En el mes de octubre y noviembre la Corporación P.H. le ofrecerá artículos de interés referentes a las NIIF en la propiedad horizontal, si se encuentra interesado en ellos pude suscribirse a nuestro boletín.



Espere todos los lunes un post sobre el fascinante arte de administrar propiedad horizontal en Colombia.


Fuentes: 
  • Consejo Técnico de Contaduría Pública Consulta 2014-178 del  29 de agosto de 2014
  • Consejo Técnico de la Contaduría Pública a través de la orientación profesional del 1 de julio de 2008


          
                

lunes, 8 de septiembre de 2014

¿CUÁL ES LA PROYECCION DE LA PROPIEDAD HORIZONTAL COMO PROFESIÓN, PARA PERSONAS NATURALES Y JURÍDICAS?

A continuación se presenta a nuestros lectores, la postura de la Mesa distrital de propiedad horizontal en materia de la inminente necesidad de profesionalizar la actividad de Administración de propiedad horizontal.


Los vocablos propiedad horizontal abarcan un tema muy extenso, en que acuden un sin número de actividades humanas. Hay diferentes procesos que inician desde las políticas estatales, departamentales y municipales de vivienda, urbanismo y construcción, el diseño, constitución y construcción de obras ya determinadas, hasta el día a día de las comunidades asentadas en ellas.

En los procesos enunciados tienen cabida distintas profesiones y oficios, como políticos, ingenieros: catastrales, civiles, urbanísticos, eléctricos, electrónicos, sanitarios; arquitectos, abogados, economistas, contadores, sociólogos, psicólogos; administradores: de empresas, de proyectos constructivos, inmobiliarios, de propiedad horizontal, de establecimientos de comercio, hospitalarios; contratistas, subcontratistas, ejecutores de obra, decoradores, plomeros, electricistas, carpinteros en madera y metálica, fontaneros, vidrieros, aseguradores, vigilantes, aseadores, etc.; además que varían los enfoques dependiendo la destinación de los proyectos (vivienda, comercio, mixtos, turismo y vacacionales, parques empresariales, industriales, otros).

Profesionalizarse una sola persona en todas las actividades es muy complejo, entendemos la pregunta por el profesionalizarse en un segmento de la propiedad horizontal: ¡su administración!En el momento la actividad es muy casera y empírica, la catalogamos como una ocupación, donde en la mayoría de los casos de edificios y conjuntos de vivienda, mixtos y centros comerciales pequeños, se llega a administrar por accidente, sumado a que es una oportunidad de ingreso, unida a la característica de que no hay que invertir grandes sumas para hacerlo.

Se han constituido sociedades administradoras con capitales muy pequeños, con usanzas y costumbres propias de cada grupo, basadas en un desarrollo experimental, y así han operado a través de la historia.

La apertura de tratados internacionales, las llegadas de capitales extranjeros, el buen momento constructivo que vive el país, el aumento diario de proyectos del sistema propiedad horizontal, imponen condiciones de mercado exigente ya, vislumbran la inminente profesionalización del ejercicio de administrar copropiedades en sus distintas especialidades, acompañada de un cambio de mentalidad en las comunidades para contratar personas capaces y capacitar a los actuales administradores.

Se anota la llegada al país de empresas multinacionales que traen portafolios de servicios administrativos realizados a través de profesionales, donde las empresas nacionales han de repensar el negocio, diversificar sus ofertas, reposicionarse para no ser excluidos del mercado.

Fuente: Mesa Distrital de propiedad horizontal. ABC INQUIETUDES CIUDADANAS SOBRE PROPIEDAD HORIZONTAL

domingo, 3 de agosto de 2014

EL IVA EN LOS PARQUEADEROS DE LA PROPIEDAD HORIZONTAL RESIDENCIAL


El impuesto sobre las ventas ha generado mucha controversia respecto a la propiedad horizontal, existe una selección normativa y conceptos de la DIAN que abordan este tema de formas encontradas.



En primer lugar, es necesario citar el artículo 33 de la ley 675 de 2001, a través del cual se indica cual es la naturaleza jurídica de la propiedad horizontal, de la siguiente manera:

La persona jurídica originada en la constitución de la propiedad horizontal es de naturaleza civil, sin ánimo de lucro. Su denominación corresponderá a la del edificio o conjunto y su domicilio será el municipio o distrito donde este se localiza y tendrá la calidad de no contribuyente de impuestos nacionales, así como del impuesto de industria y comercio, en relación con las actividades propias de su objeto social, de conformidad con lo establecido en el artículo 195 del Decreto 1333 de 1986.

Así las cosas nada nos dice la ley 675 de 2001 sobre si es obligación de la propiedad horizontal asumir las responsabilidades derivadas del impuesto a las ventas (IVA),esta situación sin duda se deriva de objeto social de la propiedad el cual se encuentra expuesto en el artículo 32 de la Ley 675 de 2001, de la siguiente manera:

La propiedad horizontal, una vez constituida legalmente, da origen a una persona jurídica conformada por los propietarios de los bienes de dominio particular. Su objeto será administrar correcta y eficazmente los bienes y servicios comunes, manejar los asuntos de interés común de los propietarios de bienes privados y cumplir y hacer cumplir la ley y el reglamento de propiedad horizontal.

Frente a este caso en particular la DIAN en su concepto unificado sobre el IVA proferido en el 2004 sostuvo que:

El Impuesto sobre las ventas es un impuesto del orden nacional, indirecto, de naturaleza real, de causación instantánea, y de régimen general. Es de naturaleza real por cuanto afecta o recae sobre bienes y servicios, sin consideración alguna a la calidad de las personas que intervienen en la operación. Es un impuesto de régimen de gravamen general conforme con el cual, la regla general es la causación del impuesto y la excepción la constituyen las exclusiones expresamente contempladas en la Ley.

Al respecto la DIAN ha sostenido que la prestación de servicios en el desarrollo del objeto social de la propiedad horizontal no causan IVA, sin embargo la adquisición de bienes y servicios gravados se encuentra obligada a pagar IVA afirmando que en el caso por ejemplo que la Propiedad horizontal preste servicio arrendamiento de un espacio de la copropiedad por ejemplo salón comunal este no forma parte del objeto social contemplado en la ley 675 de 2001 y por tal motivo debe pertenecer al régimen común lo cual la obliga a causar IVA por la prestación del servicio.

Debido a esta discusión el Gobierno nacional emitió el Decreto Reglamentario 1060 de 2009 en el cual se afirma lo siguiente:

Artículo 1°. Objeto social de la persona jurídica originada en la constitución de la propiedad horizontal. Para los efectos de la Ley 675 de 2001, entiéndese que forman parte del objeto social de la propiedad horizontal, los actos y negocios jurídicos que se realicen sobre los bienes comunes por su representante legal, relacionados con la explotación económica de los mismos que permitan su correcta y eficaz administración, con el propósito de obtener contraprestaciones económicas que se destinen al pago de expensas comunes del edificio o conjunto y que además facilitan la existencia de la propiedad horizontal, su estabilidad, funcionamiento, conservación, seguridad, uso, goce o explotación de los bienes de dominio particular.

Conforme a lo anterior es posible deducir que la prestación de servicios tales como cafeterías, tiendas comunales, concesión de espacios tales como el salo comunal, entre otras actividades relacionadas con la explotación económica de bienes comunes no causan IVA y por tanto cuando la propiedad horizontal preste dichos servicios no tendrían que pertenecer al régimen común del impuesto a las ventas, ni actuar como agentes retenedores del IVA cuando adquieran bienes y/o servicios gravados de personas que pertenezcan al régimen simplificado.

¿Y de los parqueaderos qué?

Con la expedición de la ley 1607 de 2012 la cual reformo el Estatuto Tributario, se generó una gran controversia respecto al pago del impuesto sobre las ventas frente a la prestación directa del servicio de parqueadero, al respecto:

El artículo 47 de la ley 1607 de 2012, adiciona un artículo al Estatuto Tributario al establecer:

Artículo 462-2. Responsabilidad en los servicios de parqueadero prestado por las propiedades horizontales.

En el caso del impuesto sobre las ventas causado por la prestación directa del servicio de parqueadero o estacionamiento en zonas comunes por parte de las personas jurídicas constituidas como propiedad horizontal o sus administradores, son responsables del impuesto la persona jurídica constituida como propiedad horizontal o la persona que preste directamente el servicio.

Debido a que la mencionada norma no realizó distinción alguna respecto a la propiedad horizontal residencial, lo cual genero una controversia al respecto, el gobierno nacional expidió el Decreto 1794 del 21 de agosto de 2013 por el cual se reglamentó parcialmente la Ley 1607 de 2012 de reforma al Estatuto Tributario, indicando lo siguiente:

Artículo 16.Responsabilidad en el impuesto sobre las ventas de las personas Jurídicas originadas en la constitución de Propiedad Horizontal. Conforme con lo establecido en el artículo 186 de la Ley 1607 de 2012 en concordancia con lo previsto en el artículo 462-2 del Estatuto Tributario, son responsables del régimen común del impuesto sobre las ventas, las personas jurídicas originadas en la constitución de propiedad horizontal, que destinen algún o algunos de sus bienes o áreas comunes para la explotación comercial o industrial, generando algún tipo de renta, a través de la ejecución de cualquiera de los hechos ge­neradores de IVA, entre los que se encuentra la prestación del servicio de parqueadero o estacionamiento en zonas comunes.

Las propiedades horizontales de uso residencial no son responsables del impuesto sobre las ventas por la prestación del servicio directo de parqueadero o estacionamiento en zonas comunes, con fundamento en lo dispuesto por el parágrafo 2° del artículo 186 de la Ley 1607 de 2012.

Con este artículo el gobierno le da fin a la discusión respecto a si deben las propiedades horizontal recaudar IVA por la prestación directa de parqueadero, dejando claro NO están obligados, exención que NO aplica para las propiedades horizontales mixtas y comerciales.

lunes, 28 de julio de 2014

LA RETENCIÓN EN LA FUENTE EN LA PROPIEDAD HORIZONTAL

La retención en la fuente no es un impuesto, sino un mecanismo de cobro anticipado de un impuesto en el momento en que sucede el hecho generador, que bien pude ser el de impuesto de renta, a las ventas o de industria y comercio.

Dado lo anterior, se presentan dos situaciones diferentes: ser sujeto de retención y ser agente retenedor.

La propiedad horizontal no es sujeto de retención, porque al no ser contribuyente del impuesto sobre la renta y del de industria y comercio, no se le efectúa retención en la fuente por los pagos que haga. (Artículo 33 de la Ley 675 de 2001).

Sin embargo, la propiedad horizontal es agente retención, teniendo como obligación efectuar la retención por los pagos o abonos en cuenta que causen la retención en la fuente, y presentar la declaración de retención en la fuente.

La declaración de retención en la fuente se debe presentar cada mes, con las formalidades exigidas por la norma, de lo contrario se puede considerar como no presentada, al respecto el estatuto tributario indica lo siguiente:

Articulo 580 Estatuto Tributario: No se entenderá cumplido el deber de presentar la declaración tributaria, en los siguientes casos: 


a. Cuando la declaración no se presente en los lugares señalados para tal efecto.
b. Cuando no se suministre la identificación del declarante o se haga en forma equivocada.
c. Cuando no contenga los factores necesarios para identificar las bases gravables.
d. Cuando no se presente de firmada por quien debe cumplir el deber formal de declarar, o cuando se omita la firma del contador público o revisor fiscal existiendo la obligación legal.
e. Cuando la declaración de retención en la fuente se presente sin pago.

En caso de no cumplir con los anteriores requisitos se deberá presentar nuevamente, y en tal caso, se debe calcular y pagar la respectiva sanción por extemporaneidad.

Además los contribuyentes que estando obligados a presentar una declaración tributaria, no lo hagan, se exponen a que la administración de impuestos les imponga la sanción por no declarar.

La sanción por no declarar se impone mediante resolución, previo emplazamiento para que el contribuyente tenga la oportunidad de presentar su declaración. Una vez la administración comprueba que el contribuyente tiene la obligación de presentar la declaración tributaria y que no lo ha hecho, debe emplazarlo, aunque a veces le envía tan solo una invitación a declarar, caso en el cual puede declarar pagando la sanción por extemporaneidad contemplada en el articulo 641 del Estatuto Tributario. Pero si lo que la Dian envía al contribuyente es un emplazamiento tendrá que declarar en los término del articulo 642 del estatuto. Si emplazado el contribuyente no declara. La Dian le impondrá la sanción por no declarar y una vez se le haya notificado la resolución sanción. El contribuyente tiene la oportunidad de presentar la declaración y pagar la sanción por no declarar reducida a su décima parte, según lo contempla el parágrafo 2 del artículo 643 del Estatuto Tributario.

Si no declara a pesar de ser emplazado, tendrá que pagar la sanción por no declarar sin perjuicio de que la Dian posteriormente le profiera una liquidación de aforo en la que se determine el impuesto que deba pagar.



Fuente: Ministerio de Ambiente, Vivienda, y Desarrollo Territorial. Concepto 1200 E2-011984.

lunes, 21 de julio de 2014

LA PROPIEDAD HORIZONTAL Y LA IMPLEMENTACIÓN DE LAS NIIF

En el año 2009 fue aprobada la ley 1314, por medio de la cual el gobierno nacional, busca que todas las personas naturales y jurídicas que, de acuerdo a la normatividad vigente, estén obligadas a llevar contabilidad, así como contadores públicos, funcionarios y demás personas encargadas de la preparación de estados financieros cumplan con la implementación de las Normas internacionales de información financiera (NIIF) entendidas estas como el conjunto de normas e interpretaciones de carácter técnico, aprobadas, emitidas y publicadas por el Consejo de Normas internacionales de Contabilidad (conocido por sus siglas en inglés el IASB).


Al respecto, de la implementación de las NIIF en la propiedad horizontal el Consejo Técnico de la Contaduría Pública indicó lo siguiente: “Las propiedades horizontales, estando obligadas a llevar contabilidad, deben cumplir lo dispuesto en la Ley 1314, y por consiguiente, clasificarse en alguno de los 3 grupos definidos en el direccionamiento estratégico del Consejo Técnico de la Contaduría pública para la convergencia a estándares internacionales de información financiera, considerando para ello los requisitos de clasificación contemplados en los decretos reglamentarios de la Ley 1314 de 2009.

Por tal razón, estas entidades deben hacer un detenido análisis de los decretos reglamentarios 2784 de 2012, 2706 de 2012, 3019 de 2013, 3022 de 2013, 3023 de 2013 y 3024 de 2013, con el objeto de establecer el marco normativo y el cronograma que deben aplicar en su debida implementación.”

En otra directriz el Consejo Técnico de la Contaduría Publica sostuvo lo siguiente:

“Una propiedad horizontal de uso residencial que cumpla con los requisitos para pertenecer al grupo tres, está obligada a aplicar lo establecido en el Decreto 2706 del 27 de diciembre de 2012 y las normas que lo modifiquen. 

El marco técnico del grupo 3 es un régimen simplificado de contabilidad basada en el principio del costo, en el que se especifican los principios de reconocimiento, medición presentación y revelación, de transacciones y otros hechos y condiciones en los estados financieros con propósito de información general”.

Si es de su interés a continuación presentamos el cronograma de implementación expedido por el Gobierno nacional:

¿Y SU COPROPIEDAD YA SE ENCUENTRA HACIENDO LA IMPLEMENTACION DEBIDA?

Fuente: 


Concepto técnico 422 de 2014 Consejo Técnico de la Contaduría Pública.

Concepto técnico 061 de 2014 Consejo Técnico de la Contaduría Pública.

lunes, 14 de julio de 2014

EL MANTENIMIENTO DE BIENES COMUNES DE USO EXCLUSIVO EN LA PROPIEDAD PRIVADA



El régimen de propiedad horizontal contenido en la ley 675 de 2001 indica de forma expresa la clasificación de los bienes que integran la copropiedad, indica que existen bienes privados, bienes comunes esenciales, bienes comunes no esenciales y bienes comunes de uso exclusivo, estos últimos se encuentran regulados en el artículo 22 y siguientes de la ley 675 de 2001.
Añadir leyenda

Uno de los temas especialmente álgidos en las copropiedades es sin duda a quien corresponde el mantenimiento de los bienes comunes de uso exclusivo, el post de hoy tratará las normas existentes que giran en torno a este polémico tema.

Para comenzar es necesario remitirse a la regulación que sobre este tema contiene la ley 675 de 2001, al respecto sostiene:

Artículo 22: Bienes comunes de uso exclusivo: Los bienes comunes no necesarios para el disfrute y goce de los bienes de dominio particular, y en general, aquellos cuyo uso comunal limitaría el libre goce y disfrute de un bien privado, tales como terrazas, cubiertas, patios interiores y retiros, podrán ser asignados de manera exclusiva a los propietarios de los bienes privados que por su localización puedan disfrutarlos.

Artículo 23: Régimen especial de los bienes comunes de uso exclusivo: Los propietarios de los bienes privados a los que asigne el uso exclusivo de un determinado bien común, según lo previsto en el artículo anterior, quedarán obligados a:

1. No efectuar alteraciones ni realizar construcciones sobre o bajo el bien.

2. No cambiar su destinación.

3. Hacerse cargo de las reparaciones a que haya lugar, como consecuencia de aquellos deterioros que se produzcan por culpa del tenedor o de las reparaciones locativas que se requieran por el desgaste ocasionado aun bajo uso legítimo, por paso del tiempo.

4. Pagar las compensaciones económicas por el uso exclusivo, según lo aprobado en la asamblea general.

PARÁGRAFO 1o. Las mejoras necesarias, no comprendidas dentro de las previsiones del numeral 3 del presente artículo, se tendrán como expensas comunes del edificio o conjunto, cuando no se trate de eventos en los que deba responder el constructor.

La legislación de forma expresa indica que son reparaciones locativas (aquellas a las que se encuentra obligado el propietario que tiene a su disposición bienes comunes de uso exclusivo, al respecto indica lo siguiente:

Ley 810 de 2003


Artículo 8°. Licencias para cerramientos de obra y reparaciones locativas. Las reparaciones o mejoras locativas, consideradas como aquellas obras que tienen como finalidad mantener el inmueble en las debidas condiciones de higiene y ornato, sin afectar su estructura portante, su distribución interior, sus características funcionales y formales, y/o volumetría no requieren licencia de construcción.

Frente a este tema el Decreto 1469 de 2010, sostiene lo siguiente respecto a las reparaciones locativas:

Decreto 1469 de 2010


Artículo 10. Reparaciones locativas. Se entiende por reparaciones o mejoras locativas aquellas obras que tienen como finalidad mantener el inmueble en las debidas condiciones de higiene y ornato sin afectar su estructura portante, su distribución interior, sus características funcionales, formales y/o volumétricas. No requerirán licencia de construcción las reparaciones o mejoras locativas a que hace referencia el artículo 8° de la Ley 810 de 2003 o la norma que lo adicione, modifique o sustituya.

Están incluidas dentro de las reparaciones locativas, entre otras, las siguientes obras: el mantenimiento, la sustitución, restitución o mejoramiento de los materiales de pisos, cielorrasos, enchapes, pintura en general, y la sustitución, mejoramiento o ampliación de redes de instalaciones hidráulicas, sanitarias, eléctricas, telefónicas o de gas. Sin perjuicio de lo anterior, quien ejecuta la obra se hace responsable de:

1. Cumplir con los reglamentos establecidos para la propiedad horizontal y las normas que regulan los servicios públicos domiciliarios.

2. Prevenir daños que se puedan ocasionar a terceros y en caso de que se presenten, responder de conformidad con las normas civiles que regulan la materia.

3. Cumplir con los procedimientos previos, requisitos y normas aplicables a los inmuebles de conservación histórica, arquitectónica o bienes de interés cultural.

Con la legislación vigente reseñada anteriormente es posible indicar que si bien es cierto las reparaciones locativa del bien común de uso exclusivo se encuentran a cargo del propietario de la unidad privada a la cual fue asignado este bien, también lo es que las obras o refracciones mayores necesarias para la conservación del bien sin duda se encontrarán a cargo de la copropiedad (no se puede olvidar que el propietario goza del uso exclusivo de un bien , la naturaleza de este último es común). Estas reparaciones mayores deben ser sufragas en la proporción del coeficiente de propiedad por los propietarios de las unidades privadas, de acuerdo con la legislación vigente.


Para concluir, es posible indicar lo siguiente:


Las reparaciones locativas (pintura, cristales, aseo, cielo raso, entre otras obras menores) están a cargo del propietario que usufructúa el bien común de uso exclusivo. 

Las obras mayores tales como impermeabilización, arreglo de placas, arreglos estructurales tiene como objeto el mantenimiento y la conservación de los bienes comunes y deben ser asumidos por la copropiedad.

miércoles, 11 de junio de 2014

EL REVISOR FISCAL Y LAS DECLARACIONES TRIBUTARIAS EN LA PROPIEDAD HORIZONTAL


Comoquiera que los edificios o conjuntos sometidos a propiedad horizontal, de usos comercial o mixto están obligados a tener revisor fiscal, deben presentar sus declaraciones tributarias de retención firmadas por el revisor fiscal (contador público con matricula profesional vigente e inscrito a la Junta central de contadores y elegido por la asamblea general de propietarios) de lo contrario se tendrán por no presentadas. 

El revisor fiscal no podrá ser propietario o tenedor de bienes privados en el edificio o conjunto respecto del cual cumple sus funciones, ni tener parentesco hasta el cuarto grado de consanguinidad, segundo de afinidad o primero civil, ni vínculos comerciales, o cualquier otra circunstancia que pueda restarle independencia u objetividad a sus conceptos o actuaciones, con el administrador y/o o los miembros del consejo de administración, cuando exista. Los edificios o conjuntos de uso residencial podrán contar con revisor fiscal, si así lo decide la asamblea general de propietarios. En este caso, el revisor fiscal podrá ser propietario o tenedor de bienes privados en el edificio o conjunto. 

En el caso de los edificios o conjuntos de uso residencial, el nombramiento discrecional de revisor fiscal, no obliga a que las declaraciones tributarias de la propiedad horizontal deban ser firmadas por revisor fiscal y por tanto, que por falta de este requisito puedan tenerse por no presentadas. 

Fuente: CAMACHO, Alvaro. Administración de la propiedad horizontal. Octava edición. Editorial Legis. Bogotá Colombia. 2012